viernes, 1 de agosto de 2008

DIARIO DEL MONJE

Aproximadamente la mitad de la población es urbanita
La otra mitad se gana la vida en los valles de las montañas.
De estos últimos la mitad se ocupan de la caza, y la otra mitad se ocupa de llevar el ganado a las jugosas praderas de la montaña. Los cazadores, agrupados por clanes y valles, poseen las tierras y se dedican a la caza como una actividad tradicional y noble. La actividad ganadera es parte de todo el sistema natural, y ayuda a mantener las praderas takitianas como son. Los ganaderos son habitualmente arrendatarios, que poseen el ganado pero no las tierras. Trashumantes, viven a medias entre las ciudades y el campo.
Las clases nobles proceden tradicionalmente de familias cazadoras, mientras que las clases bajas son ganaderas.
Históricamente, los ganaderos con sus migraciones estacionales y sus oficios, ayudaron al establecimiento de la cultura, mientras que la disciplina y el reto personal que suponía la caza en estas montañas, produjeron la caballería y el ejército takitianos.

0 comentarios:

boletus-eROLis - Template Design | Elque 2007